Tener una aspiradora robot cambió mi vida

 

Hasta hace poco comencé a hacer más home-office de lo común y la limpieza en la casa siempre era lo último en mi lista de que haceres, pero sin duda una de las más necesarias. Entre las preocupaciones de entregar a tiempo proyectos, trabajar en mi propuesta de doctorado, atender a mi esposa y a mis dos nuevos gatos sin duda me dejaba sin ánimo y poco tiempo para llegar a limpiar mi casa. Siempre pensé que comprar una aspiradora robot era un gasto inecesario ya que yo podía hacer todo eso solo, pero un desequilibrio en mis alergias me forzaron a buscar una solución y ahí fue cuando realmente me motivé a comprar una aspiradora robot.  Sin duda cambió mi vida. Estas son algunas de mis experiencias con un roomba hasta el día de hoy. 

Todo comenzó con la busqueda de la mejora aspiradora robot. Entre la falta de tiempo para hacer una buena limpieza y ataque de alergias, me motivaron a subir mi prespuesto para adquirir la mejor aspiradora robot del mercado. Hay un sin fin de marcas y versiones que al final te quebrarás la cabeza de leer tantos reviews. Yo me decidí por comprar la Roomba 980 por cuatro motivos:

  • La gran mayoría de los reviews la ponen entre la reina de las aspiradoras robots;
  • Por ser el modelo más reciente, existe una mayor probabilidad que puedas seguir encontrando partes para reparación en caso que suceda algún imprevisto;
  • Es de las aspiradoras más inteligentes ya que hace mapas de tu casa y está en comunicación contigo a través de un app y;
  • Tiene un filtro que atrapa un 99% de alergenos, pólen y partículas de hasta 10 micrones.

Y bueno, quizás no puedo negar que los videos de gatos con traje de tiburón encima de la aspiradora me hacían pregunatrme si mis gatos se utilizarían mi nuevo Roomba como si fueran a volar tal cual Gokú en su nube voladora.

La instalación fue súper sencilla. Se conecta un dispositivo que actua como la casa del Roomba en donde se cargará y terminará su trabajo. Solo basta con bajar el app de Roomba, conectar tu aspiradora robot al internet inalámbrico de tu casa y a ponerla trabajar; o casi.

Una de las primeras enseñanzas fue que aunque te quita un peso de encima, no significa que no tendrás ninguna labor de limpieza. Mi rutina de limpieza de casa comienza con quitar todas las obstrucciones que pueden impedir una limpieza total; subir sillas a la mesa, guardar las casas de los gatos en closets, quitar botes de basura, y cables que puedan hacer que la aspiradora se atore (o puedan causar un desastre). Una vez lista la casa, solo basta con apretar el boton de limpiar para que ella solita haga su trabajo. Esta tarea no me lleva más de cinco minutos.

Después de una hora y media, mi Roomba me avisa con una música semejando a la melodía que escuchas en un videojuego cuando subes de nivel o terminas una misión dificil; vaya que se lo merece. El trabajo aún no ha terminado para mi, ahora toca la limpieza de la aspiradora y poner todo en su lugar.

La limpieza es súper sencilla, aunque si sufres de alergias es mejor que te pongas cubrebocas o le pidas a alguien para que te ayuda a abrir la caja de la aspiradora y vaciar todo lo que aspiró en el bote de basura. Es impresionante la primera vez que la abres. Aunque creas que tu piso está limpio, parece que la aspiradora genera un bloque de polvo y basura de la nada, solo para impresionarte.

En lo que la aspiradora funciona, puedes seguir trabajando normal y si hay un problema la app de tu celular te avisará. Hasta la fecha solo una vez me avisó que necesitaba un poco de mantenimiento el cual solo requirió limpiar la cámara y sensores con un paño semi-húmedo.

Tengo cinco meses con el Roomba 980, la utilizo tres veces a la semana y mi casa está impecable. Mis alergias han disminuido bastante y las actualizaciones a la app han sido cada vez mejores. Sin duda estoy convencido que ha sido una gran compra y algo que todos deberían tener, aunque tienes que estar conciente que no es la solución a todos tus problemas.

Algunos de los contras que le he visto han sido que si la casa está muy sucia (según el Roomba), el Roomba se regresará a su casa para cargarse antes de terminar el trabajo, y el tiempo de carga puede llevar un par de horas. Esto solo me ha sucedido dos veces. Si tienes una casa de varios niveles, tendrás que estar subiendo y bajando el Roomba para que pueda hacer su trabajo, aunque este no es mi caso. Me he preguntado que sucede si tienes una casa suficientemente grande y el Roomba se desconecta del internet inalámbrico, aunque tampoco ha sido mi caso.

Y pues nada, mis gatos realmente no les agrada la aspiradora. Salen corriendo a esconderse cada vez que pasa enfrente de ellos, pero quizás ellos necesitan tiempo para adaptarse; yo solo tuve un par de minutos para quedar encantado.

 

  • Gerardo Siordia

    ¿Y las escaleras son un peligro?